jueves, 15 de diciembre de 2016

Dash button. ¿Para qué bajar al supermercado?





Debo confesar que me encanta Internet y todos los beneficios que ha traído a nuestras vidas. Es cierto que tiene algunos contras, pero los pros son tantos y tan claros que para mi sería imposible vivir sin acceso a ella.

Sin embargo, la noticia de la llegada a España de los Dash button que comentaba Mar Calvo en su post de hace unas semanas, me pilló fuera de juego. Y es que este dispositivo pensado para no tener ni siquiera que hacer la típica escapada al súper para aprovisionarte de algún producto "desestocado" en casa no termina de convencerme.

No cabe duda de que el mundo en el que nos movemos está cada día más tecnificado. Accedemos desde casi cualquier punto del planeta a todo lo que necesitamos, y este es el avance más espectacular que la humanidad ha visto en siglos.

Pues bien, como os comentaba, el Dash button se presenta como un avance más en esa tecnificación, y pretende facilitaros mucho más el proceso de compra, acabando con el ¿tedioso? proceso de tener que abrir un dispositivo, acceder a cualquier de las tiendas on-line que existen, buscar el producto que necesitas y comprarlo. Este dispositivo diseñado y desarrollado por Amazon, te permite configurar este botón, enlazarlo con un producto determinado y así, cada vez que se te acabe, con sólo pulsarlo, estarás realizando el pedido.

¿Qué beneficios tiene?

  • Nos permite olvidarnos de las listas de la compra y de los olvidos "catastróficos".
  • Amazon tiene acuerdos con tiendas locales para distribuir el producto, con lo que al menos, la compras la realiza localmente y se beneficia la economía de la zona.
  • Ahorras tiempo y evitas quedarte sin productos imprescindibles (pañales, detergente...).

Inconvenientes

  • Al ser productos de grandes marcas, aunque la compra sea local, no se benefician los pequeños productores locales.
  • Cada botón está asociado a un producto concreto, por lo que para evitar realmente acudir al supermercado tendrías que adquirir un botón por cada producto que necesites.
  • El precio de cada "botón" es de 4,99 € aunque se reintegra tras la primera compra.
  • Funciona con Wi-Fi, por lo que estás sujeto a la disponibilidad de Internet.

¿Y tú, optarías por este tipo de dispositivos? ¿Crees que te harían la vida más fácil?
Si usas uno, ¡cuéntanos tu experiencia!